lunes, septiembre 17, 2007

Thunderstorm

Pretende Punset en su libro, El viaje al Amor, habiendo decidido abordar los temas que preocupan a las mayorias, desentrañar las claves del amor y desamor, biologicamente, cromosómicamente, químicamente, socialmente y reproductivamente. Quizás escriba sobre los temas que preocupan a las mayorías pero definitivamente no para las mayorías. Con ese análisis objetivado me deja frío y no me explica ni me ayuda a entender lo mío (cosa que a lo mejor en realidad tampoco deseo).

Acierta mejor Mario Luna en su libro Sex Code, también con una base supuestamente antropocéntrica y científica, dar no sólo con las claves de la seducción, sino con un método infalible. Terrible, si fuera cierto (1). Si no lo he dicho, lo diré ahora: es un método exclusivo para machos que buscan hembras. Gays y Lesbianas, abstenerse, al igual que vosotras, queridas: si quereis seducir a vuestro hombre, no es este vuestro libro.

Para mi desgracia, este método no se puede aplicar en concreto a nadie. Funciona estadísticamente. Si lo hago bien, tendré más probabilidades de éxito con un conjunto dado de mujeres. Si la cago, como me pasa con cierta frecuencia (Mario lo llama de una manera muy graciosa: si su radar te detecta), entonces la señora en cuestión te tacha de la lista y se acabó la historia con esa mujer en concreto, para siempre.

Puesto que la misión de la mujer es elegir, empieza descartando a aquellos que "sólo buscan follar", pues la elección debe ser, al menos aparentemente (y subconscientemente), la base de una relación con procreación fructífera, o sea duradera y comprometida con la descendencia.

Si por las circunstancias que sean se desboca tu deseo sexual, y no has calibrado bien el grado de aceptación que ella tiene de tí, si pasas más allá de un cierto punto, el radar te detecta y la reacción cambia radicalmente de signo. Donde había aceptación hay rechazo, y donde había posibilidades hay mas bien un buen chasco.

Esto me pasó no hará dos meses. Hay que reconocer que la situación se fué poniendo caliente, al principio como otras veces, pero, qué quereis, uno no es de piedra, y menos si tiene alguna copilla encima. Sin darte cuenta se desboca tu deseo, o aquello que yo llamo "el diablo del sexo"(2), ese pequeño diablillo (es casi como si le viera subido en mi hombro) y tus manos van más rápidas que tu pensamiento.

A renglón seguido tus palabras van también más rápidas que el pensamiento, y de repente surge un relámpago, un trueno, y el calor que sentías se convierte en un vendaval que te arrastra, que no controlas y que ya no puedes remediar. Es como una de esas tormentas de finales del verano, tras un día de calor agobiante e improductivo se convierte al final en una mojadura integral e igualmente improductiva. Thunderstorm lo llaman los yankees.

Esto como digo me pasó y me dejó con un buen chasco con quien más quería. Así que, si debo creer a Mario Luna, solo me queda la salida del olvido. Puestos a recibir consejos, no los hay mejores que los de StyLTOP: Las 3 claves para olvidar un amor(3)

-----------------------------------------
(1) Lo que si parece cierto es que este hombre se está haciendo de oro con el negocio generado. Ahí sí le doy la razón a Punset: el hombre moderno tiene tiempo y dinero para buscar la felicidad, una vez superado el cuidado de los hijos, y antes de morirnos, e ingenuos de nosotros pensamos que el camino a la felicidad pasa por ligarnos a la vecina de enfrente.

(2) La relación entre el sexo y el diablo está firmemente confirmada: http://www.20minutos.es/noticia/266509/0/sexo/consultorio/pilar/

(3) Fijaros bien en el rico léxico empleado por el susodicho Styltop, no tiene desperdicio "... un pendejo super fachero con una mina fea (de novio obvio, las noches casuales en boliches noc cuentan)?..."

¡¡Ni me menees!!

6 comentarios:

Lula Towanda dijo...

Si señor, un striptease en toda regla. Supongo que después de la tempestad viene la calma.
A Punset no me lo imagino ligando, en cuanto habla te parece un documental de la 2 y eso no pone. Mario Luna me parece muy artificioso. La seduccíón es algo natural, es muy difícil mantener la pose de seductor.
Ambos merecerían estar en las librerías en los estantes de los libros de autoayuda

Rrío dijo...

La calma viene con pastillas de bromuro, como las que nos daban en la mili.

Con respecto a Mario lo que valoro de él es que al menos intenta diseñar y aplicar un método para la seducción (al fin y al cabo es lo que hacen los departamentos de marketing, no?), aunque no he conseguido probar que funciona.

Seguramente hay que nacer con el don. Mario les llama "los naturales".

Volviendo a la comparación con el marketing, esa rama de la actividad humana surgió como el intento de aplicar un análisis a los procedimientos de ventas, sobrepasando el concepto de vendedor clásico de puerta a puerta y aplicando porcentajes y métodos analíticos y generalizados, con incrementos de cuota de mercado, etc., que es en el fondo lo que intenta SexCode.

En todo caso es un libro curioso y divertido de leer, aunque un poco tocho.

Chica Gato dijo...

Lula, los documentales de la 2 también ponen y a mi los retos como Punset me molan.

Creo que los que escriben libros sobre el sexo o la sexualidad se basn o bien en sus poc interesnates experiencia o en la estadisitica (tambien poco interesante). La conquista debe basarse en el instinto (no el animal) sino en el placer de intuir cómo al otro le gusta ser conquistado. La buena publicidad que se confunde a veces con el marketing (del cual es una parte) se basa en el target objetivo interprete y se deje seducir.

Aprende que la fórmula esta en el interior de los deseado.

Fernando dijo...

Nunca he tenido y sigo sin tener ni idea de estas cosas, así que entrada y comentarios me parecen muy instructivos.

styltop dijo...

Ja......... Nose como halle este blog y aparece un post mio sobre los tips para olvidar al amor..

Disculpen si utilizo lenguaje argentino agresivo jajaja.. pero es un blgo para hombres como verán...

Todo bien igual..

les dejo un saludo

******************************
styltop
algunos crueles dicen que me acosté con 7 vedettes.. es mentira, solo fueron 5...

Rrío dijo...

Chica Gato: Sí claro, el instinto para saber lo que realmente desea el otro y como seducirlo lo tienen algunos - los naturales. Otros no lo tenemos pero quizás no esté todo perdido.

Yo suelo confiar más en el trabajo que en la inspiración. Y no me importa aprender de los demás. Si esas cosas como la publicidad que dices se enseñan en las universidades, ¿porqué no la seducción?.

Apareció SYLTOP por aquí!. Me divierte mucho leer su blog. también me hace gracia que diga que es sólo para hombres, como si el PC bloquease las páginas si las lee una mujer. Jajaja.

Por algo en la Sección Fememina escribimos hombres, y algunos a calzón quitado.