domingo, junio 04, 2006

The Munsters

The Munsters

Esta semana una fuerza invisible me empujó a afilar mi pluma y a despacharme a gusto con una variedad de ecosistema de los consultores que escriben según la tabla de discursos hueros que tan bien describe Julen en su post aburrimiento total .

En el ecosistema de la consultoría no es oro todo lo que reluce. Existe una mutación, consecuencia de los tiempos rápidos en que vivimos, en la que se impone la cantidad sobre la calidad. Las prisas han dado lugar a una variante de la consultoría que me ha traído a la memoria la famosa serie de TV The Munsters(1).

En la familia Munster, Lily representa la elegancia, Herman encierra la esencia del cut&paste de Frankenstein, Granpa, el abuelo vampiro, encarna el estado de allways-on succionando sangre ajena y Eddy, el encantador niño-lobo, la transformación en criatura salvaje bajo ciertas circunstancias. Todas estas características encajan en estos consultores mutantes como un guante, salvo en algunos casos en que carecen de la elegancia de Lily si no han pasado por una consultora de alto standing.

El cut&paste es su mejor, por no decir única, herramienta de trabajo. No tienen experiencia en las trincheras de los proyectos, ni en las retaguardias, por el simple hecho de que nunca han formado parte de ninguno. Sin embargo, desprecian y miran por el hombro a cualquiera que no sean ellos, poniendo un mohín de asquito en su cara ratonera, murmurando por lo bajini en los workshops mientras hacen como que teclean en su laptop .

La función de cut&paste la realizan succionando la sangre ajena, bebiendo de todas las fuentes que pueden, preferiblemente en inglés, que al ser traducidas no macheen con ninguna información que se pueda buscar en google(2). En caso de emergencia, ante las prisas, no dudan en hacerlo de fuentes españolas haciendo suyo el trabajo de un compañero sin, por supuesto, advertirle de la emergencia.

Son muy celosos de su trabajo y recelosos de compartir sus fuentes, tanto, que nunca comparten nada(3). Sin embargo, nunca dicen no, van toreando a los que les solicitan información con aburridos mantazos que no soportaría el toro más noble. Pero cuando se ven en la obligación de colaborar por mandato divino de la dirección, entonces sufren un proceso transformación en criatura salvaje capaces de sembrar el desánimo a los que tienen que colaborar con ellos.

Ni que decir tiene que generan ingentes cantidades de papel huero que una vez encuadernado se convierten en estudios de prestigio(4) y su trabajo es tan valorado por la alta dirección que dicen que son unos Monstruos. Una denominación que comparto, pero evidentemente con distinta semántica.

Nota: Mientras que tenía este post en el horno, Telémaco escribía sobre la avaricia de la información en el post titulado Mr. Scrooge.

(1) No confundir con Addams family. Para los que no hayan visto la serie, en la wikipedia se puede leer un pequeño resumen aquí
(2) Prueba de fuego ante la sopecha de plagio: buscar trozos aleatorios en google para ver si se encuentran ya publicados.
(3) Nunca tendrían una cuenta en del.icio.us
(4) Lo que hace el papel couché

Sección-Fauna Humana

technorati , , ,


¡¡Ni me menees!!

14 comentarios:

Muxfin dijo...

Estos individuos, consultores y no consultores, me recuerdan a Ignatius J. Reilly el protagonista de "La conjura de los necios" de John Kennedy Toole.
Son los únicos que poseen la clave para arreglar problemas que sin ellos no existirían.

Chisme Cotilla dijo...

No conozco el mundo de los consultores pero imagino que debe ser ser mas malefico aun que el hogar de los Monster. Me se yo unas cuantas familias vecinas mias preferibles a ellos.
Saluditos..........

toxcatl dijo...

Joder!!!
me estas agobiando con solo leerte.-
Menuda fauna.-
Gracias por el enlace

Enrique dijo...

A esta gente se les ha llamado toda la vida igual: TREPAS

Kotinussa dijo...

Este post me trae muy buenos recuerdos, esta serie me encantaba. Claro, que no será lo mismo tener como compañeros de trabajo a monstruitos semejantes.

Fernando dijo...

A mí lo que más me ha gustado es la concatenación de tags consultores-mutación-vacio-rimbombante.
Hay que realizar más combinaciones de este tipo.

Julen dijo...

Pero buenoooo... mira que monsterizar al gremio. Te vas a enterar; voy a colocarte un brevaje humeante que va a hacer que te salgan orejas de burra y nariz de oso hormiguero. Qué atrevimiento el suyo, dama. Anda que disparar así contra las hordas de encorbatados zara hommes. Dónde hemos ido a parar.
Bueno, vale, vale. De acuerdo, hay muchos tipos así, pero... lo que te ríes con ellos, ¿eh? Ya, reír por no llorar. En fin, de todo hay en la viña del señor.
Disfruta de la vida, que va deprisa.
Un beso.
Julen

Telémaco dijo...

Llevo un par de días intentando averiguar en cual de los personajes encajaba yo mejor.....hasta que me he acordado de que no soy consultor. ¡Ufff!.

Lula Towanda dijo...

Muxfin: No te lo podrás creer pero aun no he leído La conjura de los necios. Lo tengo anotado en la lista de compra, se que me va a gustar, pero no he encontrado el momento.
Cuando lo lea buscaré las semblanza con los Musters

Chisme Cotilla La gente que no pasa información, como nosotros, no tienen mucho atractivo. Si no te van a contar nada, ¿para que dirigirles la palabra?

toxcatl Esta fauna al menos da para echar unas risas. Habría que ver la versión mexicana de los Munsters, ellos que no saben decir no.
Enlazados quedan nuestros blogs

Enrique Hay muchas clases de trepas, esta variedad es media altura. Esta fauna se queda revoloteando por las corporaciones pero nunca tienen mando en plaza. No son gente de acción.
Ahora me paso por tu blog,

Kotinussa Los Muster era una serie deliciosa que te hacia amar lo diferente. Casi caía mal esa chica rubita que era tan normal. Lily siempre me pareció el súmmum de la elegancia..

Fernando Lo que es el subconsciente, puse las palabras al tuntún, como tantas cosas que hago, y no me he dado cuenta de la secuencia hasta que tu lo has dicho. Seguro que si me aplico a poner tags que fraseen no consigo un efecto can certero. Me parece que es otra forma de jugar con los tags divertida...

Julen Me perdone usted la ironía, pero quería resaltar el cobre de ciertos consultores para destacar el oro de otros, como tu, para que vuestro fulgor ilumine la blogesfera. No me eches mal de ojo, que llevo la ropa interior del revés como antídoto y no servirá de nada.
Lucho cada día para no ser como ellos y ser elegante, creativa, original y colaboradora.

Lula Towanda dijo...

Telémaco Ser consultor es loable, ser un consultor Muster es deplorable. Siempre soy muy radical. Aun así, existen otras profesiones además de la de consultor.

Galufante dijo...

Consultor, esa figura etérea que se supone ha alcanzado merecidamente tal status despues de ofrecer sus valiosos servicios durante un dilatado período de tiempo y que no puede ser recompensada con el cargo a que se ha hecho acreedor...
Me suena, me suena...Y creo que a ellos, les suena el bolsillo...

No me digas que tu también perteneces a ese elitista grupo de presión????

Agur.

Galufante dijo...

Ah, Lula, y a Muster no me lo toques...que me salen varices¡¡¡

Agur.

Lula Towanda dijo...

Galufante No soy consultora, mi grupo de presión es más pequeño: empieza por A termina por A. Si eres consultor no creo que seas tipo Munster.
¡Cómo me gustaba esa serie!

la-de-marbella dijo...

A mi me pasa como a "Muxfin" me recuerda "La conjura de los necios". Que bien te explicas Lula. Besitos y Gracias mil por tu paciencia. Saludos Marbellís Feriantes