viernes, febrero 10, 2006

Igualdad de oportunidades

Hace unos días Rosa Jiménez Cano comentaba una campaña sobre la violencia machista en la que se publica un calendario con fotos de actrices famosas con signos externos de maltrato. Esta campaña me parecen muy bien para concienciar a las buenas conciencias, pero creo que se debe hacer algo más y a largo plazo, por eso he desempolvado del fondo editorial este post para contarlo.


Nunca he sufrido discriminación por razón de sexo(1) ni he conocido "la autoridad masculina". Me crié en un ambiente femenino. Tuve la suerte de maridar con un hombre inteligente y justo y mantener siempre una relación de igualdad. Nuestra primera hija nació el año 1980, en plena transición política de la dictadura a la democracia. En esos momentos históricos florecían los ideales y todos queríamos un mundo mejor que el que habíamos conocido hasta la fecha.

A la niña no le pusimos pendientes para evitar con este gesto el primer acto de discriminación. La verdad es que solo conseguimos que la confundieran con un niño a pesar del variado colorido de su ropa. Cuando nació su hermano vimos la oportunidad de educar una pareja de forma igualitaria. Los juguetes que les comprábamos no eran sexistas. Tenían sus peluches para desarrollar su lado emocional y sus arquitecturas y legos para fomentar su inteligencia.

Un día llegó mi suegra a casa y les trajo unos juguetes. Un kit de limpieza con su escoba, su fregona y su trapito para quitar el polvo para la nena y una metralleta para el nene. Me tuve que morder la lengua, pero a los niños les brillaban los ojos por la novedad. Inmediatamente se pusieron a jugar con ellos. Del kit de limpieza, lo que más le gustó a mi hija fue la fregona, que pasaba sin descanso por la moqueta marrón del pasillo dejándola sembrada de pelusas blancas. El niño tomó su metralleta y ratatatata...

Afortunadamente la fregona pasó pronto a mejor vida, al igual que yo, que dejé de pasar las tardes de rodillas en la maqueta marrón quitando pelusas blancas. La metralleta sin embargo duró años. Mi hijo me debió de acribillar más de cien mil veces, porque el mecanismo que hacia ruido y se iluminaba cuando disparaba era de duración infinita, parecía que se alimentaba de energía solar. Pasados los años la entusiasta de la fregona es erudita y el Rambo de la metralleta es pacifista. Esos juguetes no les dejaron mella porque prevaleció la educación que recibieron.

Hoy día está de moda tener en consideración a la mujer. No sólo se ha apuntado al carro el partido que está en el poder, presuntamente de izquierdas, sino que la derecha de toda la vida, a la que le gusta tanto eso de la mujer con la pata quebrada y en casa, luce sus mejores galas feministas.

Hay que desconfiar de la política de gestos del partido, de cuyo nombre no quiero acordarme, que actualmente tiene un gobierno paritario con una cuota del 50% de mujeres. Esas mujeres no representan a la mujer española tanto por su falta de brillantez y preparación como por no soportar cargas familiares. Prueba de su "falta de luces" es su patética foto del Vogue, si bien hay que alegrarse de que al menos no tienen hijos a los que abochornar.

Los políticos de cualquier signo son partidarios de la política de igualdad de oportunidades más de cara a la galería que con la intención de hacer algo serio. Como también está de moda privatizar todo tipo de funciones públicas ¿por qué no gestionar la igualdad de oportunidades con su correspondiente margen comercial mediante una empresa privada?
Así, muchas mañanas desayunamos con una víctima de "la maté porque era mía", mientras que los dineros para evitar el maltrato y las situaciones de desigualdad pasan por manos ajenas al problema, algunas de ellas femeninas.

Recientemente ha aparecido la figura del "agente de igualdad de oportunidades", algo así como un Master para mujeres universitarias con inquietudes sobre la "igualdad de género"(2), antes llamadas feministas. Los ayuntamientos ponen la pasta y la formación la proporciona una empresa privada, que no es una ONG y por tanto el beneficio económico entra en sus cálculos. El resultado de estas acciones sólo se conoce en el largo plazo, por lo que el negocio promete durante unos años. Y mientras tanto...

¿Qué pasa con el entorno familiar y la educación que son los pilares de la igualdad?


(1) Sí he padecido discriminación por pardilla, ingenua y altruista, características que se dan tanto en el hombre como en la mujer
(2) Recientemente la RAE ha emitido un informe sobre la conveniencia de utilizar la expresión "Violencia doméstica" frente a la incorrecta, manida y muy extendida "Violencia de género"

Sección-Reflexiones
technorati

¡¡Ni me menees!!

11 comentarios:

Kotinussa dijo...

Ufff, tengo tantas cosas que comentar que voy a tratar de resumir, porque si no...

Yo sí he sufrido discriminación, y no precisamente por parte de empresas privadas. La primera vez cuando estaba en 4º de carrera (éramos un grupo bastante pequeño) por parte de un profesor homosexual que trataba y puntuaba de forma totalmente distinta a los alumnos y a las alumnas, a las que trataba realmente mal. Luego trabajando como arqueóloga, porque los políticos (precisamente ellos) por lo visto consideraban que no era una profesión para nosotras.

En cuanto al resto de tu post, totalmente de acuerdo. No solamente las ministras no nos representan en nada de nada, sino que tampoco lo hacen muchas mujeres de otros ámbitos que supuestamente llevan como bandera la promoción de la mujer, la igualdad, etc., como muchas periodistas que aparecen en televisión, por ejemplo. Todavía me acuerdo como a Rosa Villacastín una sencilla maruja la puso en su sitio en un programa de televisión, a cuenta de un libro que había escrito y que venía a decir que la mujer que había cumplido 50 años si no estaba estupenda era porque no quería. Y pasaba a descubrirles a ellas, pobrecitas ignorantes, las bondades de la hidroterapia, los tratamientos de belleza, la ropa de marca... A lo que la maruja le respondió que se dejara de tonterías, que la inmensa mayoría de las españolas no podían dedicar la mañana a la sauna, la peluquería y el aperitivo con las amigas, y la tarde a elegir modelitos en el taller de un diseñador conocido. También podía haber añadido que no era su idea de estar estupenda el aparecer con el pelo de color naranja, y vestida de fucsia (combinación pavorosa con el naranja del pelo) de arriba a abajo con tres tallas menos de la necesaria, de forma que los michelines fuera de control invadían la pantalla. Pero eso ya hubiera sido para nota. Luego enumeró todo lo que hacía ella en el día desde que se levantaba a las 6:30 de la mañana, y todas las supernenas del programa no pudieron ni rechistar.

Se me ocurren muchas cosas más, porque es un tema que me subleva, pero ya me he pasado con esta parrafada tan larga.

Kotinussa dijo...

Aquí está otra vez la que se enrolla tanto, pero no he podido evitarlo. Acabo de leer el último vómito mental de nuestros políticos y aquí lo paso:

EUROPA NECESITA MÁS MUJERES TRABAJADORAS, SEGÚN SUS LÍDERES

Las mujeres trabajadores son clave en el futuro económico de la Unión Europea, dijeron los dirigentes de seis países europeos, entre ellos España, en una carta difundida el viernes. Cuatro primeros ministros - de Suecia, Dinamarca, Finlandia y la República Checa -, el presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, y el presidente francés, Jacques Chirac, enviaron la carta a los otros 19 jefes de Estado o de Gobierno de la UE, en busca de un incremento de la participación de las mujeres en el mundo laboral.

En la carta, también dirigida al presidente de la Comisión Europea, Jose Manuel Durao Barroso, proponen un 'Pacto Europeo para la Igualdad de Género'.

'Son cruciales políticas para promover el empleo femenino y para asegurar oportunidades a mujeres y hombres para conciliar la vida profesional y la privada', dijo la carta.

No obstante, no se necesitará dinero extra para financiar su iniciativa, según la carta, que se ha difundido mientras se organiza la cumbre de marzo de los 25 jefes de Estado y de Gobierno, en cuya agenda estará el crecimiento y el empleo.

Es decir, según los políticos, entre ellos nuestro Rodríguez, el problema es que hay pocas mujeres que trabajan. Claro, como estamos todo el día tumbadas al sol, resulta que nuestro país no puede progresar.

Muxfin dijo...

Completamente de acuerdo contigo.
Mi impresión al ver las fotos de la campaña no cambia el punto de vista que tenía antes sobre el tema.
En la mayor parte de ellas, sólo veo a unas señoras famosas en una sesión de fotos con sangre de atrezzo. El hecho de ser actrices, les quita credibilidad.

Afortunadamente ya estoy concienciado.

Los maltratadores enfocan su agresividad hacia personas de su entorno (por eso prefiero decir "violencia doméstica"), incluso pueden ser agradables para el resto. Para ellos, estas señoras famosas, no están en su círculo de violencia.

CARMEN_R_PURAS dijo...

La verdad es que este es un gran problema, o bien un sencillo problema, según se mire.

¿No sería más fácil que nos miraran a las mujeres como seres humanos? Si el sexo no sirve más que para discriminar: por favor, hombres del mundo, olvidaos del sexo: sólo queremos ser vistas como otros seres humanos.

Tenemos nuestros sentimientos, nuestra forma de ver el mundo, nuestras ganas de vivir, nuestras ganas de ser felices igual que vosotros, y a la vez diferente en cada persona. Si hay diferencias entre los hombres, el ser mujer no aporta más que un detalle que puede ser tan pequeño como queramos ¿Tan difícil es entenderlo? ¿POr qué este detalle del sexo es tan grande para los hombres?

María dijo...

Estoy totalmente de acuerdo. Hasta hoy tampoco he sentido ni sufrido discriminación por razón de sexo. Soy hija entre tres hijos y mis padres siempre nos criaron igual e intentaron darnos los mismos derechos y obligaciones. Igual jugábamos a las "casitas" que a las "chapas" o con los coches. Mi adolescente favorito tenía peluches y algunos aún ruedan por la casa. Creo que ya se tendría que cambiar el chip y en vez de seguir hablando de mujeres y hombres, se debería hablar de personas. Sería mejor. Besos

Galufante dijo...

Paisana, ni la falta de brillantez, algo tremendamente subjetivo, ni la ausencia de obligaciones familiares invalidan la visión igualitaria que pueden ofrecer estas señoras...Casualmente, yo tampoco me siento representado por un hatajo de mentecatos lanzadores de alegres soflamas...Ser zafios y escasamente hábiles políticamente hablando no es patrimonio de ningún sexo...
Si un hombre puede ser aceptado aunque no soporte cargas familiares, porque no puede serlo una mujer? Estimo que mayor igualdad, imposible...

Agur.

On dijo...

Piensa que las señoras diputadas y ministras representan a la mujer... en la misma medida que los políticos representan a cualquier ciudadano: ninguna.

Saludos de otro que jugó con metralletas en la misma época, y hoy también es pacifista :)

la-de-marbella dijo...

La discriminación en el trabajo por cuestión de sexo me pone enferma. Saque mi dinero del santander porque una empleada gana menos que un empleado en el mismo puesto, y con semejantes curriculums.Me parece una pasada maxime cuando la Dña. Patricia Botin no hace nada para cambiarlo.
En cuanto a la violencia domestica, pienso que es cuestion de educación. El estado deberia invertir cinco veces más en educación de lo que lo hace, aunque para ello tuviesemos que sacrificar otras partidas presupuestarias que quizas no sean tan necesarias. (Las olas tendran que esperar Lula,sigo sin dar pie con bola jajajajaja incluso siguiendo las instrucciones al pie de la letra) Saludos Marbellís

pablo dijo...

muchos padres se olvidan de ello, que la educación empieza en casa, y lo dejan todo en manos del colegio sin preocuparse ellos
besos

Lula Towanda dijo...

Kotinussa Malo es la discriminación pero cuando la ejerce el Estado es todavía peor. Siento que te tropezaras con esos retrógrados. Es muy gracioso a que a las profesiones les pongan genero cuando no se trabaja con los órganos sexuales (salvo en algunas profesiones muy antiguas).Es curioso que cuando el trabajo es muy bueno se dice que es cojonudo.
Respecto a las mujeres políticas o las periodistas de la TV creo que están en otra burbuja muy diferente a las de las mujeres de a pie, por eso las sentimos lejanas y que no nos representan. Lo que me parece el colmo es que quieran darnos lecciones a las que tenemos que luchar día a día con todos los elementos.
En cuanto a la noticia que nos necesitan a las mujeres para el futuro de "Uropa", no deja de ser una tontería como tantas otras. ¿no necesitan porque somos más baratas? ¿por qué las familias no son sostenible con un solo sueldo?¿por qué lo ha dicho la consultora McMorro en su último informe?¿por el voto femenino? ¿para mejorar los indicadores económicos?. Para todo menos para eliminar la discriminación desde la cuna de la mitad de la población. Como decía Clara Campoamor: ?que la cuna sea un origen, no un destino?
Por cierto, una acción sin presupuesto es una acción muerta.

Muxfin Es lo malo de estas campaña, que a los que no están concienciados, tampoco los va a concienciar. Estas campañas por no ser efectivas me parecen que es dinero mal gastado para la causa. Tiene mal remedio hacer que un maltratador deje de serlo. Solo queda proteger y ayudar a las víctimas, evitando que en las familias haya maltrato o discriminación. Hay que evitar que los niños de ahora sean maltratadores el día de mañana y eso implica mucho esfuerzo entre todos y que el Estado gaste más en educación.


CARMEN_R_PURAS Totalmente de acuerdo contigo. Lo has dicho claro como el agua.

María El haber tenido la suerte de no caer en el lado oscuro no debe hacernos olvidar que aun quedan unos cuantos allí y que entre todos debemos hacer lo que esté en nuestra mano para que desparezca las desigualdad de oportunidades.

Galufante Seguro que no te sientes identificado con los políticos, pero los políticos masculinos no están tan segmentados como los femeninos. El mensaje que transmiten las políticas es que para llegar a lo más alto hay que renunciar a la familia. Esos mensajes me repatean porque parece que somos culpables por ser mujeres y tenemos que hacer un sacrificio para que nos admitan en los círculos del poder
La decisión de soportar o no cargas familiares es una opción personal que merece todo el respeto, pero imponerla como condición es un ataque a los derechos de la persona.

On Tienes razón pero como le digo a Galufante, las ministras están más segmentadas. Va a ser que la metralleta de juguete es buena para la paz :-) . Mi hijo me mato tantas veces que se le agotó toda la carga genética violenta.

la-de-marbella Tema amargo lo de la desigualdad de salarios. Queda mucho para que mejore. En el Santander no tengo ni un duro, por este y por otros motivos. Que pena que la mujer que nace en un entorno privilegiado no sea solidaria con otras mujeres. El dinero endurece las entrañas.
En lo de la educación totalmente de acuerdo , pero parece que son otras las inquietudes del gobierno.
Habrá que hacer algo para oír las olas. Tal vez una sesión teléfono /Internet nos saque del bloqueo.

pablo El ejemplo de los padres lo es todo. En una familia en la que se comparten las obligaciones de forma igualitaria es la mejor semilla para la igualdad y si se refuerza con la educación de colegio, mixto por supuesto, mejor que mejor.

Zifnab dijo...

Si la mayor genialidad que se nos ocurre para luchar contra la discriminación es la paridad, no entiendo como alguien sigue votando a los políticos. Las obras de teatro deben representarse en los escenarios pero en la política la gestión debe encomendarse a gente de confianza. Montar el paripé de igualdad de ministros y de ministras es estúpido. Si quieres dar un golpe encima de la mesa nombra a todos los ministros de entre las mujeres pero desígnalas por su competencia no por su género. Basta con ver las universidades españolas y la ratio hombres mujeres para darse cuenta de que sois mucho más capaces, pero no sobre la base de una cantidad prefijada. En ese caso sería interesante que estuviera representada cada una de as Comunidades Autónomas y cada uno de los grupos de inmigración y cada una de las confesiones que integran este país.

Se que aún tenéis que demostrar mucho más para conseguir lo mismo o incluso menos, pero no creo que contribuyan actos como estos. En cualquier caso, creo que de aquí a no mucho ´tomaréis las riendas. Espero que lo hagáis mejor, más que nada porque peor resulta dificil.

Y si, todo empieza por la educación

Se feliz